Boulangerie- Patisserie Santa Eulalia (Madrid)

Fotografías de @negativoensepia y servidora.

BOULANGERIE-PATISSERIE * SANTA EULALIA *   Calle del Espejo, 12 (Metro Ópera)   Teléfono: 911 385 875

Desayunos por 6 euros aproximadamente con pastelería. Por menos si es con tostada.

Ópera es un barrio maravillosa y práctico para alojarse en Madrid. Cerca de Sol, suelen incluirlo en el Madrid de los Austrias o en la zona centro en general. Es cómodo, ya que puedes evitar utilizar metro (cosa que me alegra enormemente), casi toda la zona es peatonal o tiene muy poco tráfico y estás cerca de todo.  Estás paseando en una barca por El Retiro en media hora. O haciendo unas gestiones en el Consulado de Francia en veinte minutos. O en Fuencarral comprando ropa de segunda mano y visitando Tipos Infames en veinte minutos. O viendo la grabación de Carne Cruda en directo desde Casa Corona en quince minutos. O viendo a Giovanna Tornabuoni en el Thyssen-Bornemisza en quince minutos. ¿Qué más se puede pedir? Sí, llegar en cinco a la panadería de mis sueños.

IMG_1554
Ahí, en la vitrina, esperan a ser devorados por mí…
IMG_1556
Mesa que susurra “Siéntate”

Entiendo por qué esta panadería y confitería tiene el rango de santa, y como se llama como mi abuela no podía ser de otra manera. Y lo entendí desde el mismo momento en que crucé la puerta y vi su decoración ordenada, sobria, diría que lineal. La líneas rectas se rompen por unas mesas redondas que tienen repartidas por el local y por una bonita raíz que descansa en un jarrón de vidrio verde. Madera y hierro, colañas y tubos que le confieren un aire industrial que rompe la armonía de los elementos naturales. Una decoración exquisita. De fondo se escucha música. Pero no la la taladrante emisora de turno, ni el reaggeton sempiterno, ni siquiera algo de música indie. Solo música clásica Y créanme, desayunar con música clásica cambia mucho el humor mañanero.

IMG_1553
Melena al viento
IMG_1555
Casual

Llegamos a este obrador y confitería siguiendo los sabios consejos de “Con el morro fino” sobre hostelería madrileña y acertó. La flecha del amor de Cupido atravesó mi corazón y me enamoré perdidamente de sus croissants crujientes, sus brioches mantequillosos, sus bollos suizos (rellenos de chocolate o sin él), su pain au chocolat (con un chocolate buenísimo) y sus tostadas de pan amasado con harina ecológica y fermentación lenta.  Nada mejor para tu estómago.

 

IMG-1517
Chocolat a gogó

IMG-1520

IMG-1518
Mira qué almendras…

IMG-1521

Y para probar todo esto obviamente no fue solo un día. Fueron tres los que acabamos desayunando. En realidad a mí me gusta buscar sitios diferentes cada vez, pero la llama del amor prendió entre la confitería-obrador y yo y no pude dejar de visitarla los tres días que desayuné en Madrid. Además tiene unos dueños muy simpáticos y los camareros amabilísimos.

De hecho estuve de plática con el maestro obrador (creo que lo era, aunque no le pregunté) hablando sobre el uso de grasas vegetales, mantecas en los croissants en vez de la mantequilla (que los deja crujientes y con unas capitas de lo más ricas) y de lo dañino que era dejar una masa a medio cocer. Me encanta hablar con los protagonistas de los negocios.

IMG_1559
Croissant y sus capitas
IMG-1519
Brioche

 

El primer día, viernes, nos situamos en una mesa pegada a la ventana, al lado de un profesor que examinaba a sus alumnos de expresión oral en español. Al frente tenías una postal de lo más sosegadora: la raíz y unas líneas rectas. Fueron dos cafés con leche, un brioche y un pain au chocolat. El segundo día, nos sentamos en la mesa redonda (que repetiríamos el tercer día) y tomamos un croissant con jamón york y queso, un bollo suizo y tostadas con mantequilla y mermelada, y tres cafés con leche (esta vez logré engañar a una amiga y traerla a este lugar de perdición). El tercero, dos cafés con leche, un croissant, un suizo relleno de chocolate y dos financiers (uno de almendra y otro de pistacho). Sí, probamos casi todo. Por eso amenazamos con volver.

IMG_1558
Bollo suizo
IMG_1560
Suizo relleno de chocolate
IMG_1561
Financiers de pistacho y de almendra

P.D. También me traje de recuerdo un pan de semillas al que le he dado papel protagonista en la merienda. Y en los desayunos.

IMG-1514IMG-1515

SANTA EULALIA –> Calle del Espejo, 12 (Metro Ópera)   Teléfono: 911 385 875

Dietas especiales: veganas y vegetarianas, sin problema. No existen productos sin gluten.

 

Las tostadas del Milano (Murcia)

Fotografía: Negativo en Sepia

Café Milano –>Av. Abenarabi, 4, 30008 Murcia

Café con leche y media tostada de la casa: 2,50 €

Para mí el desayuno es la comida más importante del día. Da igual que luego coma cualquier cosa o cene poco, pero el desayuno es sagrado. Por eso me gusta elegir bien el sitio para desayunar, donde hagan las mejores tostadas, el café bueno y que tenga una terraza para tomar el solecito de invierno.

Para que un sitio de desayunos me conquiste debe tener una serie de ingredientes imprescindibles:

• El pan debe ser bueno, nada de panecillos pochos, congelados o del día anterior.

• El café, por descontado, no debe saber a maíz horneado, como saben algunos cafés que he tomado en los bufés de desayuno de ciertos hoteles.

• Lo que acompaña las tostadas, también tiene que tener una calidad mínima: la mantequilla, que sea mantequilla, no grasa vegetal como ponen en algunos sitios; y el tomate rallado, que esté rallado, y no triturado como te lo sirven algunas veces.

• Si se opta por bollería, debe ser casera y no industrial.

El Milano reúne sin problema todas estas condiciones. Es un pequeño café que abre unas cuantas horas al día, ya que se nutre de los desayunos y llega hasta el café de la tarde. Sus dueños, presumo, son italianos, al menos uno de ellos, lo que hace que tenga una carta especial de tostadas, muchas de ellas con embutido de la casa Ferrarini, para lo que prefieren desayuno salado. En la sección dulce de tostadas, las clásicas, y una de nutella, para los más golosos. Sin exagerar tendrán unas veinte clases de tostadas diferentes, y las hacen con un pan redondo, buenísimo.
Mi preferida es la tostada de la casa, con tomate rallado y parmesano por encima, a la que ponen también orégano.

En cuanto al café, increíble. Tiene uno de la marca Blackzi, que la conocí hace relativamente poco, una marca italiana con café está muy rico. La cafetería tiene una variedad inmensa, entre los que destacan cinco clases de capuchino diferentes, un paraíso para los amantes del café italiano. Yo suelo pedir el café con leche para desayunar, ya que lo hacen con espuma de leche y disfruto un montón mezclándola con el resto del café, lo que le da una buena textura a la bebida.

 

Tostada de la casa del Milano. Fotografía: Negativo en Sepia

 Los dueños son encantadores y ayer me sorprendieron al ver que tenían una botella de agua bien fría sobre la barra a disposición de los clientes, con los vasos preparados para echarte un buen vaso de agua, que apetece después de tomar el café, y más con el calor que hace últimamente por estos lares.

Sin duda, un lugar perfecto para desayunar.